La alergia en perros y gatos

La alergia en perros y gatos

Perros y gatos están constantemente expuestos a sustancias y organismos externos que pueden producir reacciones alérgicas en el animal. Para evitar complicaciones, es importante brindar un cuidado especial a su piel.

Para prevenir las alergias en las mascotas, es importante cuidar de ciertos aspectos básicos, como una alimentación sana y nutritiva, un lugar apropiado para vivir y un ambiente limpio. Las alergias en las mascotas es una reacción frente a una sustancia extraña (alérgeno) como un producto bacteriano, un fármaco, alimentos diversos, polen, lana o insectos.

Dentro de las alergias más comunes son producidas por parásitos externos como pulgas, garrapatas, piojos, sarnas, etc. Las pulgas al picar al animal inoculan una pequeñísima cantidad de saliva suficiente para sensibilizarlos a la picadura. Es decir, que una sola pulga puede desencadenar todo el proceso alérgico.

Las alergias por inhalación son causadas por sustancias provenientes del polen de flores, césped, coníferas u otras plantas, así como por el polvo de nuestras casas y el moho. Al parecer existe una predisposición genética entre perros y gatos a padecer este tipo de reacción alérgica, que normalmente aparece entre el primer y tercer año de vida del animal. El paso inicial para solucionar este tipo de alergias es identificar la sustancia que produce la alergia. A partir de ahí podemos conseguir vacunas especiales igual que las que existen en humana.

Las alergias por contacto se producen al tocar el animal las sustancias alergénicas como insecticidas, pintura, polen… las áreas de pelo fino o sin pelo son casi siempre las más afectadas. Se caracterizan por aparecer una piel con heridas o reseca que empeora cuando el animal se lame o rasca. Hay que evitar bañar a nuestras mascotas con los champús que usamos para nosotros, ya que el pH de ellos es distinto y podemos ser la causa de una alergia. Así mismo tampoco debemos bañarlos más a menudo de una vez al mes, ya que destruimos toda su capa lipídica que es la que protege a la piel de los agentes externos.

También pueden ocasionarse por problemas de alimentación. La carencia o exceso de ciertos nutrientes importantes en la dieta pueden provocar alergias en las mascotas. Es por ello que los piensos de alta gama son la mejor opción para nuestros animales. Este tipo de alergia se puede manifestar con irritación en piel, a veces estornudos y a nivel digestivo diarreas y vómitos. En este caso deberemos cambiar los componentes de su alimentación por otros menos alergénicos.

En cualquier caso, hay que saber, que las alergias tardan mucho en desaparecer, no son cosa de dos días, por lo tanto, debemos tener paciencia y seguir a rajatabla las indicaciones de nuestro veterinario, sin ocultarle cosas que pueden ser de gran utilidad para el diagnóstico.

Lau Lagun